HUNT: SHOWDOWN

Un novato solitario

La competición entre jugadores en los videojuegos se remonta a su génesis. Tennis for Two y Pong, considerados los primeros videojuegos de la historia, requerían más de un jugador para ser disfrutados. El concepto es sencillo, dos personas simulan enfrentarse en un partido de tenis a través de una pantalla. Los avances tecnológicos permitieron el desarrollo de una experiencia jugable individual, un sujeto contra la máquina. Sin embargo, los videojuegos nunca perdieron su carácter competitivo. Sea por ver tus iniciales en el primer puesto de una recreativa, por vencer en un torneo o por terminar esa fase infernal, el videojuego implica siempre rivalidad.

Durante los últimos años y debido a la internet, los videojuegos han alcanzado una nueva posición debido a su naturaleza competitiva. Los llamados e-sports o el exceso de juegos que requieren varios participantes son suficiente evidencia de que nuestra afición ha mutado. En su nuevo cuerpo, uno de los géneros más populares es el de disparos. Tenemos los Fortnites y los Call of Duties, herederos de las primeras batallas multijugador en Doom, que causan furor entre todo tipo de jugadores. En cambio, para otros más clásicos, entre los cuales me incluyo, solo suponen un ejercicio en frustración cuando se atreven a probarlos. Los descartamos, volvemos a nuestra partidita acompañados del querido fontanero barrigón y disfrutamos de nuestra nostalgia.

Un momento, he visto algo por el rabillo del ojo que ha captado mi atención. Me gustan esos gráficos, la ambientación me atrae y esa canción suena familiar. ¿Qué es esto? Mierda, otro juego multijugador para gloria de publicistas vestidos con la piel del vecino. Sin embargo, no puedo resistirme y sé que voy a volver a fracasar. Aquí estoy: un novato en Hunt: Showdown. En este videojuego dirigimos a un linaje de cazarrecompensas en busca de fortuna en un salvaje oeste habitado por criaturas de pesadilla. Arañas gigantes, muertos vivientes, colmenas humanas y otros espantajos, cohabitan con un ser aún más terrible, el jugador rival.

Uno de los aspectos más atractivos del juego es la ambientación, tanto en el apartado sonoro como en sus localizaciones. Nos encontramos en una Luisiana de 1895 dominada por seres de otras dimensiones. Granjas abandonadas, plantaciones secas, pantanos, iglesias, mataderos y puentes de madera crepitantes son el escenario de cruentos tiroteos. El juego tiene dos mapas disponibles a fecha de su lanzamiento.

La escasa música nos recordará al cine clásico de vaqueros, aquellas tonadas que uno no puede sacarse de la cabeza durante mucho tiempo. Además, el sonido ambiental es de vital importancia, pues nos avisará de peligros cercanos. Todo contribuye a crear una atmósfera única y opresiva para el sufrimiento y deleite del jugador.

Cazarrecompensas: caza del botín, es el modo de juego principal. Nuestros objetivos son encontrar, derrotar, desterrar a un monstruo y escapar con la recompensa. En esta empresa pueden acompañarnos hasta dos compañeros o podemos adentrarnos solos y rezar nuestras oraciones.  

En solitario, la misión es ardua pero factible. Sin embargo, otros cazarrecompensas rivales, solos o en equipo, buscan los mismo que tú, escapar con la recompensa. Aquí se encuentra el tuétano de la partida. Debemos decidir si encontrar nuestro objetivo, eliminar a los rivales, o esperar a que algún incauto decida acabar con la criatura para posteriormente volarle los sesos y escapar con el fruto de sus fatigas.

Hunt Showdown PS4

Si tenemos éxito, nuestro cazador avanza en nivel, adquirimos fortuna, mejor equipo y nuevos atributos. Si acaban con nosotros, no podremos volver a jugar con ese cazador y perdemos su equipo. La muerte es perpetua en este mundo y debemos ser cautelosos. Se nos permite abandonar la misión en cualquier momento desde la zona de extracción en el mapa y obtendremos bonificaciones dependiendo de lo que hayamos conseguido.

Cada partida tiene una duración máxima 1 hora de juego y el tiempo medio de espera entre partidas, a fecha de este artículo, es de 3 minutos en la zona europea. Entrar solo en este modo puede desilusionar a la mayoría de los jugadores. En mi caso, he pasado unas horas buenas eliminando criaturas, escondiéndome de otros cazarrecompensas, maldiciendo la ramita seca que ha delatado mi posición y riéndome de mi incompetencia cuando muero sin saber de donde llegó el tiro. Y tengo ganas de volver a intentarlo.

En el modo Juego rápido participamos en partidas de 15 minutos. Empezamos con un nuevo cazarrecompensas que formará parte de nuestra plantilla, si conseguimos sobrevivir. Armados con un equipo básico, nos enfrentaremos a otros malditos para cerrar un manantial de energía. Estás partidas son más frenéticas y tendremos mayor posibilidad de éxito.

Pruebas puede considerarse como el modo para un solo jugador. En esta modalidad se nos plantean una serie de retos. Matar un número de enemigos, disparar con precisión a la cabeza, explorar el mapa en un tiempo determinado, son algunos de ellos. Según completemos objetivos, ganaremos bonificaciones para nuestro linaje de cazadores.

Estos retos nos ayudarán a comprender mejor las mecánicas del juego y a conocer, como si fuera nuestro barrio, los mapas disponibles. Sin embargo, se echa en falta algo más de variedad en los objetivos y la inclusión de un modo cooperativo para aquellos que disfrutan en compañía.

En mi tiempo de juego, he salido victorioso en una sola ocasión en el Juego rápido. Creo que, para divertirse con este tipo de juegos, debemos aceptar que vamos a perder en muchas ocasiones. Si queremos llegar al nivel de otros jugadores, vamos a tener que emplear un tiempo considerable en conocer las mecánicas, el arsenal, y en mejorar nuestras habilidades.

Si admitimos que estamos ante un juego enfocado a enfrentar a los jugadores y nuestra habilidad en esta corriente, podemos disfrutar de Hunt: Showdown sin más complicaciones. Me queda la espina clavada por la falta de una campaña para un jugador. Llevo tiempo esperando el desarrollo un gran juego enfocado en el Weird West y este podía haber rellenado ese hueco. Mientras otros géneros son trabajados hasta la saciedad, el Oeste fantástico tiene una representación simbólica en los videojuegos.

Hunt: Showdown está disponible en Steam, PlayStation 4 y Xbox One.

Share this post

Belmont

Me gustaría cuidar de una ermita, dedicarme a la lectura, escribir con frecuencia y disfrutar del juego.

5 comments

Add yours
  1. malevolus 31 julio, 2020 at 11:31 Responder

    Es un juegazo al que sigo echandome mis vicios casi a diario. me flipa muchísimo la estética oscura alternativa del salvaje oeste. Lastima que no tenga un buen modo campaña como dice Belmont. Queremos mas Weird West en los videojuegos!!!

  2. RUBIO 1 agosto, 2020 at 13:01 Responder

    Me llama mucho, desde el primer día. Este juego de Crytek de por si ya me toca la fibra sensible tomando el salvaje oeste como telón de fondo, su ambiente oscuro y alternativo con extrañas criaturas a las que combatir rivalizando con otros jugadores me termina de rematar. Sin embargo me fastidia mucho que no tenga un buen modo historia, sería genial una campaña con este enfoque Weird West. Como bien dices Belmont, se echan en falta más juegos con esta inspiración.

  3. Belmont 2 agosto, 2020 at 06:06 Responder

    Gracias por vuestros comentarios. Hunt: Showdown es un juego que engancha. Entiendo que lo juegues a diario, Malevolus. ¿Cuál es tu modo de juego favorito? Yo suelo jugar al modo rápido y creo que he mejorado un poquito.
    Hace 5 años salió un juego de estrategia por turnos, Hard West, ambientado en un salvaje Oeste sobrenatural. Yo lo disfruté bastante y recomiendo que lo probéis si tenéis la oportunidad de hacerlo.
    Si conocéis más juegos del Oeste sobrenatural, sin importar la generación, no dudéis en compartirlos.
    Un abrazo.

  4. Romo 4 agosto, 2020 at 16:23 Responder

    Me has hecho sentir mucha curiosidad por este título.La ambientación que tiene de un oeste alternativo con esas criaturas me llama. La pena es lo que comentáis, que no tenga un modo historia. Muy buena entrada Belmont.

  5. Ruryk Z 20 agosto, 2020 at 15:21 Responder

    Me ha pasado como a Romo, me han entrado ganas de jugar. Más por la dinámica de los modos de juego que por otra cosa: el tema de la muerte permanente de tu personaje a costa de no saber retirarte me parece muy interesante.
    Pero en este tipo de juegos me pasa lo de siempre, no he sabido adaptarme a las experiencias online. Y lo he intentado con títulos como LoL o Fornite pero… no es lo mío. Aunque la temática, salvando las distancias y por lo que habéis comentado, me recuerda a The Order: 1886. Sí, el juego fue un fail, pero la ambientación me gustó bastante.
    ¡No paras de descubrirme juegos interesantes Belmont!

Post a new comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.