BornToPlay.es

Xbox 360 caída en combate

Las consolas no mueren, se reagrupan en tu corazón y se acumulan en tu armario

 

Mi Xbox 360 se ha apagado para siempre. Han sido muchos años y muchas las batallas. Largas sesiones de juego, interminables rondas multijugador, combates a pantalla partida y a dobles hasta altas horas de la madrugada, incluso viajes a todas partes en tu maleta de transporte. A todo esto lograste sobrevivir pero no al irremediable desgaste y al duro paso del tiempo, que no perdona. Han sido muchos y muy buenos los momentos que hemos vivido juntos. De ti, como máquina, siempre podré decir algo con la cabeza bien alta: has sido la consola que más horas de juego y diversión me ha dado y la que definitivamente me introdujo en un mundo online consolero de calidad. A pesar de lo que algunos digan y las malditas e iniciales luces rojas, has sido la consola más equilibrada de la pasada generación, aunque en la recta final los años ya parecían pesar. Tu oponente consiguió llegar en mejor estado de forma a una meta que nadie se ha atrevido a marcar todavía, pero no hay que olvidar que tu entraste en servicio la primera, en 2005. Y sin hacerme pasar por esos molestos tiempos de instalación de PS3.

Atrás dejas un extenso y variado catálogo de videojuegos, algunos de ellos ya inolvidables. Durante todos estos años, toda esa colección de juegos acumulados de ningún modo podía quedar huérfana. Soy de los que me gusta volver a rejugar los videojuegos que me han dejado huella, y hoy por hoy, a pesar de haber dado el salto a la “nueva” generación, seguías dándome más diversión que tu nueva sustituta next gen. Por eso, tu verdadera sustituta, no es otra que esta nueva y flamante Xbox 360 Edición Limitada. Testimonio vivo y un claro ejemplo de la situación que atravesamos los jugadores en este momento. Sinceramente, no creo que sea el único que después de haber adquirido una Xbox One o una PS4, siga echando de menos los momentos y el catálogo de la pasada generación. Aunque cada día se esfuercen por querer igualarlo con sus versiones remasterizadas en HD en lugar de ponerse a desarrollar nuevos videojuegos.

 

BornToPlay.es

Etiquetas MicrosoftXbox 360

Comparte este artículo

RUBIO

Rubio en Google+ Redactor jefe de BornToPlay. Los videojuegos son una de mis grandes pasiones. Actualmente escribo especiales y analizo los últimos títulos manteniendo siempre una valiosa conexión con aquellos clásicos que marcaron el rumbo del videojuego. Firme defensor de toda mecánica que desafíe tendencias comerciales y accesibles. No soy un periodista ni un mercenario, soy un jugador.

3 comentarios

Comentar
  1. BladeRunner 29 de Julio de 2015 a las 01:51 Responder

    Que consolon tío, y que mando mas bueno eh. Yo la tuve y me salieron las luces rojas de la muerte y me pille una ps3, pero fijate lo que ha conseguido la 360, con online de pago que fue criticado, una primera xbox normalita en ventas y una sony que venia de arrasar con ps2. Y va y lo peta microsoft. Curioso caso.

  2. RUBIO 29 de Julio de 2015 a las 09:51 Responder

    Sin entrar en estúpidas batallas sobre qué exclusividades son mejores, Microsoft diseñó una máquina más estable con unas funcionalidades pensadas al detalle. Pero donde también marcó la diferencia fue en su online. Aquellos que critican que es de pago, lo hacen porque la gran mayoría no ha probado las posibilidades y la calidad que ofrece el servicio de Microsoft. Esta crítica la hago siendo un feliz poseedor de una PS3 y habiendo dedicado muchas horas online con ambas consolas pero, en serio, en este aspecto no hay color y jamás me he arrepentido de ser un usuario GOLD de Xbox Live. Es un dinero bien invertido.

    Como bien dices Blade, estas son las cosas emocionantes del mundo del videojuego. A veces consigue sorprendernos con virajes inesperados.

  3. voyevodus 7 de Agosto de 2015 a las 09:50 Responder

    Estáis obviando una serie de datos que se antojan trascendentales…
    -Su acabado: ridículo disco duro o pilas en el mando.
    -Las tres luces rojas
    -El no llevar reproductor de copias físicas de vídeos en HD.
    -Salió antes que PS3 y era más barata, y que nadie olvide el abandono absoluto de los 25 o 30 millones de usuarios de XBOX1 tras la salida de su sustituta por parte de Microsoft.
    -Todas sus exclusividades potentes pertenecen al género de los disparos, salvo Alan Wake, que no fue lo que muchos esperábamos ni mucho menos.
    -Todas las exclusividades que Sony perdió respecto a la generación anterior dieron un salto de calidad enorme… pero a peor. DMC, Tekken o Final Fantasy son buenos ejemplos de esto.

    Las valoraciones hay que hacerlas ahora, con la generación finiquitada: Sony, a pesar de haber estado contra las cuerdas durante los dos primeros años de vida de PS3, finalmente consiguió sus cuatro objetivos primordiales:

    – Estandarizar el Blu Ray como formato para vídeos físicos en HD. Esto hizo que Sony perdiera entre 150 y 200 $ por consola vendida durante los primeros 18 meses de vida de PS3. Pero sin su PS3, la batalla BR vs HD DVD hubiera tenido un final muy incierto. Todo ello, ofreciendo un servicio gratuito de acceso a internet y juego online.
    -Vender más consolas que Microsoft. Y siendo supuéstamente un infierno programar para PS3. Ahora muchos se vanaglorian de la no importancia de los gráficos, pero en su día se hacían fiestas porque el RDR de 360 tenía dos arbustos más en pantalla que en PS3.
    -Ser la consola con más juegos vendidos por máquina de su generación.
    -No olvidarse de los más de 100 millones de PS2 que había en el mundo cuando salió PS3 (alumbrando juegos como God of War 2, por ejemplo), ni de que tenía el frente portátil abierto con su PSP (y después con Vita).

    Pero al final, lo que dices, Rubio, que son estúpidas batallas de exclusividades, se antoja como lo más importante de todo. Microsoft ya ha anunciado a bombo y platillo en la GamesCon que van a echar el resto con las First Party con One, el talón de Aquiles de 360. Los datos están ahí: PS3 no murió gracias, sobre todo, a MGS4 (única exclusiva potente de los primeros pasos de PS3), y después logró superar en ventas a 360 gracias a Uncharted o The Last of Us. Al final, los que venden consolas son, sobre todo, los juegos. Es la ley del mercado: ofrecer algo que la competencia no tiene. Y en ese sentido, Sony está a años luz de sus rivales por su política de financiación de estudios propios desde tiempos de PS2.

    Abrazo!!

Publicar un nuevo comentario