Tokyo Game Show 2014

Un día en el Tokyo Game Show 2014

Babes, sí, muchas babes, delgadas y de enoooormes pechos, algo curioso de ver en las calles de Tokio pero que en el recinto Makuhari Messe, donde esta semana se ha celebrado el Tokyo Game Show, las había a montones. Un recinto que, por cierto, se encuentro en Chiba, no en la capital, aunque eso no cambia nada, porque ya digo, había cada babe… realmente más allá de la impresión inicial uno piensa rápidamente en lo duro que debe ser ese trabajo, el de azafata, toda una jornada sonriendo y posando una y otra vez para desconocidos que quieren tomar una foto de ti, ya sea con su gran lente o con el iPhone. Debe ser agotador, tanto física como mentalmente. Pero bueno, eso, que el pasado 18 de Setiembre asistí al Tokyo Game Show como representante de BornToPlay, pasé unas 7 horas en el recinto, que no son demasiadas, aunque al ser día solo de prensa resultaron suficientes para poder probar un buen puñado de juegos. A continuación una breve crónica sobre nuestra visita a la mayor feria de videojuegos de Asia y una de las más importantes del mundo.

Nada más bajar las escaleras hacia la zona de expositores me encontré el stand de Capcom, con colas de 30 minutos para jugar tanto a Resident Evi:l Revelations 2 como a The Evil Within (aquí en Japón conocido como Pshycho Break). ¿El truco? Ir al stand de Xbox. Es fácil de imaginar que dada la escasa acogida de las consolas de Microsoft en suelo nipón, la zona de los de Redmond en el TGS tendría colas no tan largas como otras, y así fue. De hecho, fue llegar y coger el mando de XONE dispuesto a probar el recientemente anunciado Resident Evil Revelations 2. Para mí este fue uno de los juegos que mejor sabor de boca me dejó. La demo era bastante breve pero todo apunta a que se mantiene el ritmo y el carácter del Revelations original. Es decir, más survival horror que acción, escenarios cerrados y cierta (lejos de los de PS1) escasez de munición. En esta ocasión parece que el detalle de los entornos es mayor, que se requiere de más exploración (volver atrás para abrir puertas que antes estaban cerradas, etc.), y que las dosis de sustos y situaciones desagradables cobrarán más importancia. A todo esto, el control sigue siendo el clásico y, de modo parecido a lo que vimos en RE0, podremos intercambiar en cualquier momento entre el manejo de dos personajes: Claire Redfield (que está muy cambiada, como si se hubiese hecho un lifting… aunque mejor eso que Chris hasta arriba de anabolizantes) y Moira Burton, hija de Barry, ya sabéis, uno de los primeros en estirar la pata en RE1. Según se intuye la primera, nuestra Claire, será la que lleve la pistola y parta la pana, mientras que Moira, con su linterna, será buena para los momentos de exploración. Lo único que me sigue sin gustar de esta subsaga es la ausencia de zombies. Los llamados afligidos cumplen y de hecho tienen un aire a los enemigos del siguiente juego que hablaré, pero no se… en teoría Revelations quería ser como una especie de regreso a los orígenes (o eso es lo que los fans queremos creer), por lo que la ausencia de zombies como que no me cuadra con la idea… pero vamos, quien quiera un regreso a los origines en toda regla puede decantarse por el Resident Evil HD Remaster, del que solo pude ver un video y sí, ya sé que lo hemos jugado tropecientas veces en varias plataformas diferentes, pero oye, sigue siendo uno de los mejores juegos de terror de todos los tiempos, y eso de volver a recorrer la mansión de Racoon City como que nunca está de más.

Tokyo Game Show 2014

El siguiente juego que pude probar, sin colas, fue The Evil Within. Aquí fueron algo “tacaños” pues solo me dieron 5 minutos, pero mejor, así no me alargo tanto como con el anterior, que la idea es ser algo más breve para que no quede un tocho de texto. Lo nuevo de Shinki Mikami homenajea con descaro a su obra más popular. Ese lento abrir de los portones y, sobretodo, el diseño de la mansión de la demo… es un grito de nostalgia a esa lugar recóndito de Raccoon City. Pero bueno, dejémonos de sentimentalismos y vayamos a lo que toca, que es una aventura con todas las letras, un viaje hacia lo desconocido y donde cada nueva instancia que abrimos supone una subida de adrenalina, un momento de tensión. Esa es la idea detrás de The Evil Within, el de no dar respiro al jugador y ponerle las cosas difíciles, no solo en términos de acción sino de ingenio también, lo que se consigue caminando de la mano con lo macabro para cruzar el portal hacia lo paranormal, como ese espejo al que si miramos fijamente podemos travesar e ir a parar a otro lugar… ¿otra dimensión? No sé, me dejaron jugar muy poco, pero ya digo, tiene muy buena pinta, un triple A en toda regla, uno de esos juegos que nos recuerda a la mejor época de las desarrolladoras japonesas.

Tokyo Game Show 2014

Ya acomodado en el stand de Xbox aproveché para probar otros cuatro juegos más, tres de ellos exclusivos. El primero fue Sunset Overdrive, dónde divididos en dos equipos (rojo y azul) nos enfrentemos 8 jugadores, no contra nosotros, sino contra las hordas que iban asaltando la base. Lo de hacer “piruetas” y tal uno se da cuenta inmediatamente que es muy sencillo, basta con apretar un botón (“X”) para empezar a grindar como si de un Tony Hawk se tratase. A mi personalmente esto solo me servía al principio y entre horda y horda, para desplazarme rápidamente, ya que una vez en el límite del escenario, era solo cuestión de pulular por ahí e ir matando a todo monstruo que se te acercase. La variedad de armas es amplia y, como se dejó ver en el tráiler, cachonda… de hecho todo el juego es cachondo, colorido y con mucha locura tanto en lo anterior como en el diseño de personajes y sus atuendos, que se inspiran en todo tipo de tribus urbanas y modas contemporáneas. Para mi gusto y a falta de probar más modos de juego, lo nuevo de Imsomniac tiene muy buena pinta y puede ser un pequeño soplo de airé fresco a los juegos de tiros online, aunque eché en falta que me resultara más adictivo… veremos.

Tokyo Game Show 2014

Justa al lado del anterior aguardaba Forza Horizon 2, del que hay poco que decir salvo que sigue siendo igual de divertido y semi-arcade que el original (las dosis de simulador parecen mayores, algo que pude notar a carretera mojada), a la vez que muy accesible y de diversión rápida, lo que es genial. Gráficamente luce divino, limpio y brillante, como recién pulido con cera, y la inteligencia artificial no está nada mal, hay desafío. Y eso de atajar por en medio de un campo de trigo, pero no solo tu sino todo el convoy, mola lo suyo. Estamos ante una excelente secuela que seguramente dejé en la cuneta al NFS de turno. También poco que decir hay sobre Halo: The Master Chief Collection, del que pude catar su modo “online” (local en este caso al ser el TGS) de la versión HD de Halo 2… lo mismo que hace una década, diversión, acción, piqué y mañana a raudales. Sigue siendo tan perfecto como en su momento, pero ahora con un aspecto a la orden del día. No hay duda que cualquier fan, no de la saga sino de los FPS y los juegos de acción en general, deberían prestar atención a esta recopilación. Y ya para acabar con Xbox, le eché al guante el reboot de Bladestorm, que saldrá tanto para la consola nextgen de MS como para PS4 y PS3, y que básicamente es lo mismo que ya vimos en 2007 pero con una campaña nueva adicional y algunas mejoras. Este es un Musou de los de la “vieja” escuela, creado por los mismísimos chicos de Omega Force y publicado por Koei, y que cuenta con una componente más táctica que otras propuestas del género. A mi personalmente me ha gustado bastante, no soy mucho de este tipo de mecánicas pero esta vez me he quedado con ganas de más…

…así que me he ido directamente al stand de Koei, donde he podido probar al recién estrenado Hyrule Warriors (aquí en Japón Zelda Musō, aunque las ”ō” japonesas suenan a “ou”, de ahí lo de musOU.. en fin) para Wii U. Como es de esperar (por ser la saga que es, y la plataforma, y la compañía que licencia el proyecto), aquí todo toma un aire más accesible, dicen que es Musou pero tiene mucho de hack’n slash masivo… qué más da, sea lo que sea ha sido y es una buena idea. Y es que había mucho escepticismo con su anuncio, pero oye, Koei y Nintendo han sabido trabajar bien juntas, dando un juego muy redondo que consigue entretener y mantenernos enganchados al mando. La mecánica jugable es muy simple: dar tortazos sin parar a medida que vamos explorando el mapa y desbloqueando zonas de este. Es como un puzle que debemos abrir a base de espadazos (en caso que selecciones a Link entre el amplio abanico de personajes jugables), y también bombazos y ataques especiales y enemigos enormes que matar… El juego ya está disponible en nuestro país, por lo que si tienes una Wii U no dudes en darle una oportunidad, no lo tomes como un simple spinoff sino como una mezcla muy curiosa y divertida que vale mucho la pena.

Tokyo Game Show 2014

Una vez iniciado en los mundos de Nintendo (compañía que, recordemos, no tiene stand propio), me decanté hacia donde las babes de Sega para probar el nuevo Sonic Boom (en Japón Sonic Toon) en su versión para Wii U. Menudo chasco. Después del inspirado Sonic Lost World (según mi parecer el mejor juego trimendional de la saga después de los Adventure, 3D y “The Hedgehog”) uno se esperaba se mantuviese la inercia, pero que va, Sonic Boom es una aberración mayúscula, a juzgar por la demo (que permitía probar 3 fases diferentes) uno de los peores juegos de la saga. Ya con su anuncio se podía entrever que el diseño de personajes y niveles podía ser multado por prostitución, falta de originalidad. Es diáfano. Pero es que una vez en los mandos la cosa empeora, porque no es divertido, para nada, porque las situaciones son las típicas de cualquier plataforma de medio pelo entre el montón en la época menos inspirada de PS1, y porque las fases de correr son más automáticas y tienen menos gracia que la de Unleashed, que ya es decir… Así que a otra cosa mariposa, hacía el stand de Square-Enix a probar Bravely Second para Nintendo 3DS. Que decir, que como siempre S-E nos da una de cal y otra de arena. Esta es la de cal, porque se mantiene todo lo mejor del primero (sistema de combates rápido, cómodo, molón. Sigo pensando que todos los RPG por turnos deberían automáticamente copiar, con descaro, lo de aquí. Hace ya un año que se hizo catedra con Default, no tiene sentido seguir con la mecánica arcaica de antaño)… eso, todo lo mejor del primero junto a más ambición, que se traduce en escenarios más grandes y d.e.t.a.l.l.a.d.o.s y, a mi ver, el juego que mejor aprovecha el efecto 3D de la consola. Gráficamente es de lo más potente que he visto en N3DS, y como RPG ha madurado, es más adulto y la cámara toma un rol más propio de ahora, así que solo queda esperar que todo esto se mantenga a lo largo del juego y no sea solo cosa de la demo. Apunta maneras. ¿Adivináis cuál es la de arena? Pues claro, el patito feo de Square-Enix, al menos en lo que a la última década se refiere, estoy hablando de Final Fantasy, ya que a falta del XV y de Kingdom Hearts 3, lo más destacable que se podía probar para sobremesas era Final Fantasy Type-0 HD, que sigue siendo exactamente lo mismo que vio la luz para PSP, un título totalmente prescindible, uno de esos spin-off sin gracia, una propuesta de tirros sin carisma y sin chispa… bueno, los personajes tienen algo de carisma, supongo que ahí es donde está en la gracia, en capturar adolescentes.

Tokyo Game Show 2014

Buff… he hablado de bastantes juegos ya… ¿a qué más pude jugar? Minecraft, otra vez, ahora en PS Vita, lo mismo de siempre, igual de genial, una conversión perfecta, y ya puestos en ello decir que PS Vita sigue muy viva aquí en Japón, algo que podéis intuir por los datos de ventas semanales y que en el TGS queda aún más patente, con muchas japonesadas exclusivas de esas que no cruzan la frontera, aunque FF Type-0 y Revelations 2 (que no tiene nada de japonesada) sí que lo harán, y hacen que siga siendo una plataforma muy válida también para occidente. Y ya puestos a buscar “ya puestos” paso a nombrar algunos juegos indie, ya que en esta edición del TGS había unos cuantos espacios dedicados a ello, lo que está muy bien. Armored Girls, Eleconect. Y ya está, solo estos dos a mencionar, y del segundo no estoy muy seguro que ese sea el nombre, pero era una juego donde controlábamos a una especie de gato que corría hacia la pantalla en un túnel, todo muy colorido, y se nos obligaba a esquivar cosas. El primero, muy cutre visualmente, como de mechas sobre autopistas, muy cutre, pero divertido y old school. Me gustó. Me gustaron. Lástima que haya tan poca información de ellos, no son los típicos indie de compañías como Ubisoft o los mecidos por Sony (que tenía su propia zona dedicada a indies mega wuais), así que quizás nunca podamos jugarlos. También aprovecho para hacer un pequeño apunte: había muchas tabletas y smartphones. Quién lo diría hace unos años una década. Y a todo esto, el stand de Sony Xperia el más solitario de todo el show, ni con un palo. Algo que contrasta con el stand PlayStation, que era el más currado quizás y donde se poda probar Project Morpheus, cosa que no hice por eso de las cosas y que todo era cuestión de minijuegos absurdos. Ya en terrenos de realidad virtual, destacar que el espacio de Oculus Rift era, al menos el día que yo fui, el más solicitado de toda la feria, con diferencia.

Tokyo Game Show 2014

Y bien, esto es todo. También había algo de D4: Dark Dreams Don’t Die, lo nuevo Swery 65, él de Deadly Premotinion. Será episódico, lo que no me agrada, pero tiene muy buena pinta. “Será” no, ÉS. Perdón. Ya está a la venta. Así que lo podéis probar por vosotros mismos. Y ahora sí, esto es todo, os dejo unas cuantas fotos del evento. Espero el texto os haya servido para ver un poco a que se le debe seguir la pista y que debe ser totalmente ignorado, aunque para gustos colores + a saber cómo acaban muchos de estos proyectos una vez en las tiendas, ya que es siempre difícil juzgar work in progress.

Etiquetas Eventos

Comparte este artículo

Ginger

Colaborador de BornToPlay. Me encanta esto. De todo tipo. De no haber existido los videojuegos supongo no habría tenido esa motivación extra para lograr ser el espermatozoide mas rápido. Estaba impaciente por jugar a Sega Master System.

3 comentarios

Comentar
  1. malevolus 24 de Septiembre de 2014 a las 19:02 Responder

    muy guapo el reportaje xo lo mas importante de todo esto… conseguiste el nº de telef de alguna babe??? XD La foto de los japos con la cabeza metida en el cartel me ha matao

    Del final XV ese raro na de na no??

  2. RUBIO 29 de Septiembre de 2014 a las 18:59 Responder

    Hola Nicolas y bienvenido

    Precisamente eso mismo le comentaba a Ginger el otro día, este TGS me ha parecido mucho más interesante y llamativo que el gran E3, una feria que ha ido perdiendo algo de encanto con los años. Esperemos que el juego japonés siga recuperando el protagonismo que merece.

    Un saludo

Publicar un nuevo comentario