Company of Heroes 2 y la tecnología ColdTech

Company of Heroes 2

Company of Heroes 2, la secuela del galardonado juego de estrategia desarrollado por Relic y distribuido por THQ, contará con una tecnología innovadora que simulará las condiciones climáticas.

El nuevo escenario bélico de CoH2 nos llevará hasta el frío Frente Oriental, donde el General Invierno castigó duramente a las tropas alemanas durante la Segunda Guerra Mundial. Las condiciones climáticas fueron sumamente brutales y la nueva versión del motor gráfico Essence 3.0, propiedad de Relic, y su sistema ColdTech, simularán estas condiciones en su nuevo título.

El sistema ColdTech reproducirá el frío extremo del invierno soviético que puede alcanzar temperaturas de -40 grados bajo cero. A esa temperatura la piel humana se congela, algo que será representado en el videojuego. La nieve sobre el escenario actuará de manera dinámica, acumulándose sobre los edificios y vehículos, pero también se alterará por las acciones del jugador.

El director del juego, Quinn Duffy, comenta que Company of Heores 2 tiene que ser un juego muy auténtico. Si un título ambientado en el Frente Oriental no simulara sus duras condiciones climáticas, estaría incompleto y gracias a la nueva versión del motor Essence han podido representar con precisión el invierno soviético. Otras de las cualidades del Essence 3.0, es que ofrecerá batallas más dinámicas, con una  calidad gráfica mejorada y una mayor destrucción de los entornos.

Company of Heroes 2 llegará a PC durante el primer trimestre de 2013.

 

Los famosos órganos de Stalin

Company of Heroes 2

Company of Heroes 2

Company of Heroes 2

Company of Heroes 2

Comparte este artículo

RUBIO

Rubio en Google+ Redactor jefe de BornToPlay. Los videojuegos son una de mis grandes pasiones. Actualmente escribo especiales y analizo los últimos títulos manteniendo siempre una valiosa conexión con aquellos clásicos que marcaron el rumbo del videojuego. Firme defensor de toda mecánica que desafíe tendencias comerciales y accesibles. No soy un periodista ni un mercenario, soy un jugador.

Sin comentarios

Comentar