Alien: Isolation

Análisis Alien: Isolation

Simulación virtual de supervivencia en situación de crisis xenomórfica 

 

No podía empezar este análisis con la famosa frase de siempre:  “En el espacio nadie puede oír tus gritos”. Esta trillada coletilla ya se ha utilizado en demasiadas ocasiones para presentar multitud de artículos, reportajes, falsos profetas y juegos de la franquicia que nunca llegaron a estar a la altura. Tiene narices el asunto, que hasta ahora el único videojuego que ha conseguido plasmar un poco la esencia de esta serie haya sido un título que nada tiene que ver con Alien. Me refiero por supuesto, al primer Dead Space. Insisto y vuelvo a matizar, sólo el primero.

Y digo hasta ahora porque The Creative Assembly lo ha conseguido, por fin se ha logrado y además puede decirse bien alto. Alien: Isolation es el videojuego, mejor dicho, la experiencia de juego basada en Alien que cualquier fan de la serie soñaba con jugar algún día y hasta ahora nadie había sido capaz de llevar a buen puerto. Estamos de enhorabuena señores y no solamente por este importante logro, una espina clavada que parecía que no íbamos a sacarnos nunca, también porque esta obra es de las pocos trabajos lanzados en los últimos años que de verdad merece llamarse VIDEOJUEGO, así con todas las letras y en mayúsculas.

 

Alien: Isolation

 

Todo esto viene porque ahora que por fin tenemos un videojuego de Alien como Dios manda, después de soñar e imaginar algo como lo que ahora mismo nos ha brindado la gente de Creative Assembly, algunos no han sabido o sencillamente no han querido valorarlo como se merece. ¿Estamos locos o qué? Tantos años imaginando cómo sería el juego perfecto de Alien: “que sí tendría que tener menos acción y más elementos survival, que si el alien debería ser un enemigo implacable y no despachar a los xenomorfos como si fueran palomas en un coto de caza que si bla bla bla…” Y ahora, cuando por fin nos han dado lo que anhelábamos, incluso más, algún medio se ha atrevido a calificarlo como un producto dirigido a una minoría, puro fan service para unos pocos dicen. ¿Y por qué? sencillamente por reproducir con una gran fidelidad su universo, la naturaleza desafiante y cautelosa en la que se inspira. Ese ha sido su pecado, alcanzar el objetivo que siempre se esperó de un juego de Alien de la forma más fidedigna posible. Sorprendente y triste al mismo tiempo.

Inspirado directamente por la primera película de 1979 de Ridley Scott y creado con material original proporcionado por Twentieth Century Fox, el mismo que empleó el diseñador de Alien, Ron Cobb, y siguiendo una de las reglas establecidas durante el proceso de desarrollo del juego, que es no haber introducido ningún elemento que no pudiera ser construido cuando se grabó la película original, en 1979. Este hecho queda latente en la estupenda estética retro-futurista que posee el juego, donde no hay lugar para dispositivos táctiles, hologramas ni otros objetos sofisticados. Todos los ordenadores que encontramos son de carácter CRT y los dispositivos son analógicos y de cierta complejidad.

 

Alien: Isolation

 

Trasladar esa gran fidelidad visual solamente al ambiente y al escenario es solo una parte. Crear un mundo completamente inseguro y letal en el que los recursos son escasos y limitados, donde el jugador se siente atrapado y debe esforzarse improvisando soluciones para sobrevivir e interactuando en el entorno de una forma un poco más compleja, esa es la base donde se asienta la mecánica jugable de Alien: Isolation. Es aquí gracias a la armonía en conjunto de todos estos elementos donde este juego muestra todo su esplendor revelándose como una gran obra, una aventura en primera persona como pocas y única en el panorama actual.

Amanda Ripley, hija de la teniente y oficial al mando de la nave Nostromo Ellen Ripley. Durante años ha estado investigando la zona en la que despareció su madre intentando encontrar alguna pista sobre lo sucedido en la Nostromo. Un buen día, un ejecutivo de Weyland-Yutani, la incorpora al equipo que deberá llevar a cabo una tarea relacionada directamente con su búsqueda. Recuperada por fin la grabación de la Nostromo, lo que puede arrojar un poco de luz acerca de su inesperada desaparición, es llevada a la estación espacial de Sevastopol. Aquí comenzará la lucha por la supervivencia de Amanda.

Extrae el cargador de tu rifle de pulsos, olvídate de el y enfunda ese reluciente revólver futurista que estás deseando disparar. Prepárate para huir, esconderte y sobrevivir. En este juego tus armas son el ingenio y el preciado detector de movimiento, tu mejor amigo en la caótica estación espacial de Sevastopol. Siempre que puedas evita los combates, aunque tengas munición será mejor opción atravesar un nivel como si nunca hubieses estado allí. En este lugar la muerte siempre anda cerca y aunque existen otros supervivientes y androides capaces de causarla, su máximo embajador es una letal criatura, el alien.

 

Alien: Isolation

 

Acción, sigilo y terror. Infiltración, exploración y supervivencia. Elementos en su estado más puro y a la espera de ser utilizados y disfrutados por el jugador sin paños calientes, sin auto-ayudas de ningún tipo. Los indicadores de dirección que marcan el camino a seguir es algo que se inventó para los jugadores casuals, así que olvídate. El objetivo es que el jugador se sienta atrapado de verdad, superado por las circunstancias, únicamente actuando como un auténtico superviviente aprenderás a desenvolverte en cada situación: sabrás cuando disparar y cuando huir, cómo y con qué clase de enemigo utilizar un arma o artilugio concreto, y sobre todo, por encima de todas las cosas, aprenderás a respetar y a mantenerte alejado del alien. Con la capacidad de matar al instante y sin los medios suficientes para eliminarlo, solamente podremos despistarlo o mantenerlo a raya con armas como el lanzallamas o el cóctel molotov. El hecho de tener que estar esquivando a un enemigo letal, que nos busca y nos acorrala como si realmente estuviera vivo y tomara sus decisiones de forma independiente y en función de lo que ocurre en su entorno, nos obliga constantemente a improvisar, a variar nuestra ruta y a crear distintas estrategias. Aquí es donde reside otro de los atractivos potentes de este juego.

Su agudo sentido del oído es capaz de detectar los pasos de tu carrera, un dispositivo de alerta activado por error al entrar en una habitación o la inesperada reproducción de una cinta de audio bastarán para que acuda a darnos caza. ¿Problemas con algún superviviente nervioso? piénsate dos veces el sacar tu arma de fuego a pasear, los disparos podrían atraer a la criatura a tu posición. Por desgracia y por suerte eso no es todo. El alien es capaz de aprender y memorizar los lugares en los que te escondes, las rutas que empleas, así como las técnicas y objetos que utilizas habitualmente para contrarrestarle o distraerlo. También volverá rápidamente al lugar donde te vio por última vez. La tensión y la sensación de que “algo” más grande y peligroso siempre está acechándonos provoca en el jugador una constante sensación de alerta.

 

Alien: Isolation

 

Alien: Isolation es un juego desafiante, un survival horror puro de los te obligan a explorar de verdad analizando cada palmo con detenimiento, tanto para valorar una posible amenaza como para encontrar información y valiosos recursos. Su ritmo pausado hace que tengas que abrir el mapa mil veces y volver por el mismo sitio otras tantas hasta que encuentras esa pista, esa puerta o ese interruptor en el que no reparaste cuando pasaste por allí la última vez. El sigilo y la constante premisa de que más vale maña que fuerza, el sigilo sobre el combate directo, son las banderas de un título duro y exigente pero tremendamente gratificante.

Morirás muchas veces hasta que comprendas que este juego no es una aventura de acción al uso, ni una experiencia de supervivencia como otras que nos han vendido anteriormente como simple reclamo para después descubrir que de supervivencia más bien poco o nada. Tampoco hablamos de una penitencia masoquista al estilo Dark Souls, sencillamente es un juego de los de antes, de los que nos obligan a demostrar nuestra destreza y nuestro ingenio con el mando, un juego que consigue sumergirte en sus entrañas, en su ritmo y cuando lo consigues disfrutas muchísimo. Prueba de ello es que cuando no estés jugando estarás pensando constantemente cómo terminar o lograr superar un nivel.

 

Alien: Isolation

¡Fuego a tope! ¡fuego a tope!

 

Una de las mejores cosas que tiene este juego, señal de su firme oposición a presentar una jugabilidad simple, vulgar, accesible, comercial o como prefieras llamarlo, es la forma en la que el jugador interactúa en el entorno de la Sevastopol. Desde cómo recargas tus armas, por ejemplo el revólver, teniendo que mantener pulsado el botón hasta que llenas todo el tambor bala a bala, hasta la forma de activación de un interruptor o una puerta especial, teniendo que realizar varios movimientos activados previamente con la pulsación de distintos botones o movimientos de joystick con el pad. Incluso los puntos de guardado, un lugar que buscarás siempre como un loco por el mapa (sensación que no experimentaba desde hace mucho tiempo) para guardar el mínimo progreso, pues sabes lo que cuesta mantenerse vivo en el juego. La forma de grabar en dichos puntos derrocha estilo e imaginación, borrando de un plumazo los anodinos y vagos puntos de guardado actuales.

A medida que exploras la Sevastopol encontramos armas, herramientas y diseños para crear botiquines y gadgets que nos ayudarán a mantenernos con vida. Algunos de ellos como las bengalas servirán para crear distracciones. Otras, como por ejemplo la mina EMP servirán para inutilizar a los Working Joe, los siniestros androides de la estación. También será posible crear otros artilugios como bombas caseras, cócteles molotov, dispositivos de sonido o bombas de humo. Otras armas como por ejemplo el revólver o la escopeta son más útiles contra humanos hostiles y los citados androides.

 

Alien: Isolation

El  potente concepto de exploración y supervivencia del juego nos brinda momentos muy intensos como los de esta imagen, tener que levantarnos del sofá, abrir el mapa y ponernos delante de la pantalla para comentar y estudiar la ruta más adecuada para llegar al objetivo o encontrar algún objeto clave

 

Puede que muchos caigan en la rápida conclusión de que este juego centra únicamente su experiencia survival en la escasez de recursos y en un enemigo inhumano que nos despedaza sin piedad y del que hay que esconderse constantemente, pero es algo un poco más complejo. Tenemos el escenario, la enorme estación Sevastopol, una especie de ratonera espacial que el jugador va explorando mientras avanza a ciegas descubriendo sus secretos, las tropecientas estancias oscuras que la componen y los recovecos donde el jugador tiene que arrastrarse para huir, avanzar y sobrevivir.

También encontramos el eterno dilema de la tecnología y los hombres, el conflicto que generan los sintéticos o personas artificiales (así es como a ellos les gusta que los definan). La desconfianza que estos generan entre las personas, como bien se plasma en las películas, es trasladada al juego pero con un matiz más oscuro e inquietante. Cuando nos topamos con un androide en muchas ocasiones no sabremos hasta el último momento si pretende ayudarnos o acabar con nosotros (un fallo de seguridad hace que algunos ataquen a civiles) El caso es que a veces resulta mucho más siniestro morir a manos de un androide que nos estrangula o nos mata a golpes mientras nos susurra educadamente normas de conducta, que ensartados por el propio alien.

Durante la aventura también encontramos civiles y otros supervivientes, algunos nos atacarán y otros no. Será en esos momentos, los menos, donde abriremos fuego con las pocas balas que tengamos. Es ahí donde también seremos conscientes de la crisis y el caos que se vive dentro de la propia estación, gente que se mata entre si por los recursos y por sobrevivir. Hasta que aparece en escena el alien alertado por los disparos, claro. Entonces es cuando descubres quién es el que manda, quién es la auténtica amenaza que ha sembrado el terror en la estación. El enemigo al que todos los habitantes de la estación deberían combatir unidos pero como humanos que somos, pues tendemos a auto-destruirnos antes que a unir nuestras fuerzas contra un enemigo común.

 

=Conclusión=

Alien: Isolation desafía a la industria y a las tendencias actuales riéndose en su cara. Es un videojuego que pone todo su empeño en convertir al jugador en un ser útil, ofreciéndole un auténtico desafío que pone a prueba su instinto y pericia para sobrevivir en un entorno hostil sin apenas ayuda, y eso amigos, se llama reto y diversión, de la que a menudo encontrábamos en los videojuegos, en los buenos.

Hoy en día se esfuerzan en convertirnos en auténticos “Working Joes”, o lo que es lo mismo; seres autómatas con un mando en la mano que van siguiendo las flechas e indicadores que salen en pantalla mientras aguantamos 100 disparos en el pecho gracias a la regeneración de vida automática. De todos los juegos que he podido jugar en el último año ninguno ha conseguido lo que ha logrado este juego, divertirme de verdad, sentir un verdadero reto y que el éxito o fracaso de una partida únicamente dependa de mi habilidad con el mando.

He leído análisis por ahí que precisamente han criticado las mayores virtudes de este videojuego alegando que este tipo de mecánicas pueden resultar anticuadas, más difíciles, más crudas o como dicen ahora todos aquellos que gustan de usar términos en inglés para todo, un título “old school” indicado para los fans. Una apuesta  demasiado dura para el jugador manco actual. En absoluto pienso que este Alien: Isolation sea un producto únicamente indicado para los fans de Alien. Puede que éstos lo reciban con una alegría superior a la de un tío que no sea muy seguidor de las películas, pero como aventura, como obra, puede satisfacer a todos: a los amantes de Alien, del survival horror, del miedo… pero sobre todo agradará a los amantes de los buenos videojuegos.

 

=Puntos fuertes=

  • El universo Alien por fin tiene un videojuego que hace honores a su nombre como merece. El trabajo de ambientación es soberbio
  • Supervivencia, sigilo y exploración en estado puro, nada de patrañas comerciales. A lo largo de todo este tiempo muchos juegos han querido hacer mucho ruido queriendo parecer auténticos supervivientes, nada, olvidaos de ellos. Esto sí es supervivencia, exploración, superación, esfuerzo y recompensa. Auténtica diversión sin más
  • El apartado gráfico del juego, sencillamente genial. Los efectos de sonido, iluminación, polvo, sombras, fuego y agua están muy trabajados
  • Su dificultad, la infinidad de detalles, su rica jugabilidad y la fidelidad con el universo en el que se inspira hacen que sea uno de los mejores videojuegos que podemos disfrutar últimamente

 

 

=Se podría haber mejorado=

  • Su aceptación. Ahora que por fin tenemos el juego de Alien definitivo, un título que desde mi modesta opinión ha logrado todo lo que se esperaba de el, me cuesta creer que medios profesionales no hayan sabido o no hayan querido valorarlo como realmente se merece, alegando que sus mecánicas puedan resultar arcaicas y lentas para los tiempos actuales. Parece que han olvidado completamente la obra en la que se inspira este juego pues la plasma tal y como es. Me pregunto qué es lo qué hubiera ocurrido o qué habrían dicho estas mismas personas si el juego hubiera introducido más cargadores de munición o más “Uncharted situations

 

 

Versión analizada: PlayStation 4

9.5

Comparte este artículo

RUBIO

Rubio en Google+ Redactor jefe de BornToPlay. Los videojuegos son una de mis grandes pasiones. Actualmente escribo especiales y analizo los últimos títulos manteniendo siempre una valiosa conexión con aquellos clásicos que marcaron el rumbo del videojuego. Firme defensor de toda mecánica que desafíe tendencias comerciales y accesibles. No soy un periodista ni un mercenario, soy un jugador.

14 comentarios

Comentar
  1. RUBIO 21 de Noviembre de 2014 a las 10:33 Responder

    Hola chicos! Bienvenido Spacejock!

    Me alegra que os haya gustado el análisis, pero mi alegría es mayor cuando veo que hay más gente que sabe valorar Alien: Isolation como se merece. Necesitamos más títulos como este, es la única manera de rescatar y curar a la industria actual. A ver si la gente poco a poco empieza a ser consciente, se mentaliza y empieza a demandar videojuegos como los que se hacían antes.

    Un saludo

  2. malevolus 21 de Noviembre de 2014 a las 11:13 Responder

    no entiendo entonces pq leches han clavado notas tan bajas a este juego. No puedo hablar pq todavia no lo e probado xo los survivals me tiran bastante y si es bueno m gustará fijo

    • Spacejock 21 de Noviembre de 2014 a las 21:55 Responder

      Eso no es cierto. Quiero decir, hace poco publicaron las notas de varios medios internacionales, y aseguro que excepto 3, los otros 17 medios le daban aprox. 8.5 y 9 sobre 10. Y ya no solo eso, a nivel general, digamos que son un 80% las opiniones de la gente que dicen que es un excelente juego, y un 20% que no les gustó nada.

  3. Diego 21 de Noviembre de 2014 a las 11:49 Responder

    Hola a tod@s!!! Pues siento llevar la contraria, pero a mi el juego me parece lento y a veces hasta repetitivo. Mola la ambientación y tal, pero se hace un poco pesado el avanzar por un mapa, volver al mismo sitio, ir otra vez a buscar un interruptor que activa la puerta que antes no pudiste abrir… Habrá gente que le guste esto de esconderse y buscar cosas, pero sinceramente, yo prefiero un poco más de movimiento.

    ¡Un saludo!

    • Spacejock 21 de Noviembre de 2014 a las 22:02 Responder

      Es que el juego es para pensar y reflexionar sobre lo siguiente que vas a hacer para poder sobrevivir. Quiero decir, no es un juego que te lleve de la mano. Aún con esto, tiene momentos emocionantes, disparos y esas cosas, solo depende de lo que el jugador quiera hacer. Y lo de volver al mapa tampoco estoy de acuerdo. Es en la segunda mitad aprox. del juego, cuando el usuario PUEDE volver a recorrer (SI QUIERE) aquellas instalaciones, salas o habitaciones que ahora se pueden desbloquear, para encontrar logros y registros. Pero realmente el juego (salvo en algunos casos, que son más bien pocos) no hace que el jugador tenga que recorrer de nuevo todas las instalaciones para abrir o cerrar puertas. Al menos, puedo asegurar que tenía miedo sobre este punto, y me ha sorprendido la variedad de escenarios, pasillos y recovecos, y alternativas que el juego ofrece, logrando precisamente que uno no caiga en el aburrimiento de recorrer los mismos sitios. Al menos yo no he sentido esa sensación de cansancio por volver a recorrer los mismos escenarios, curiosamente sí que me ha sucedido con Destiny. Paradojas de la vida, me parece que los escenarios y amplitud están más conseguidos en Alien Isolation, que en el propio Destiny.

  4. bladerunner 21 de Noviembre de 2014 a las 15:21 Responder

    Menudo análisis guapo que has hecho Rubio, enhorabuena !!
    Quería comentar algo a Diego. Lo primero es que no discuto tu opinión , cada uno le parecerá un juego lo que le de la gana por supuesto. Pero yo creo que esas opiniones no favorecen nada a este tipo de juegos.
    Me juego la cabeza a que si hubiese una segunda parte , saldrían aliens por todos lados , un online rollo call of duty etc etc…
    En su momento, y se diga ahora lo que se diga, dead space 1 fue muy maltratado.
    No hace falta decir en que mierda se convirtio el dos y sobre todo el tres…
    Por eso Rubio estoy encantado de que le hayas cascado es nota, ojala los demás medios, tan profesionales ellos pero frikis niños rata al fin y al cabo, hubieran hecho lo mismo que tu. Otro gallo nos cantaría con isolation 2.

  5. Diego 21 de Noviembre de 2014 a las 22:51 Responder

    Hola de nuevo! Pues yo debo pertenecer a ese 20 % que no le ha gustado el juego. Creo que esto de los videojuegos evoluciona para mal de unos pocos, como parece ser vuestro caso, los que defendeis esta clase de juegos, y para bien de muchos como yo. Sinceramente no tengo tiempo para dedicar a un juego como este o como pueda ser un Skyrim. Quiero juegos o experiencias rápidas, juegos que me hagan disfrutar sin complicarme demasiado, creo qu eso no es malo y tan digno de respeto como lo que soléis defender o apoyar en este blog, mecánicas y jugos de la vieja guardia. Que está muy bien de verdad pero ahora los videojuegos apuntan hacia otro tipo de jugador, más fugaz e infiel en cuanto a gustos y estilo. Ahora se llevan juegos que mezclen todos los géneros sin ahondar demasiado en ninguno y eso también mola, tienes de todo en un solo juego sin complicaciones. Con esto quiero decir que me encanta el estado de forma del videojuego actual y de la industria.

    Un saludo!!!

  6. bladerunner 22 de Noviembre de 2014 a las 15:03 Responder

    Se a lo que te refieres Diego. Quizá he planteado mal la respuesta. Ya sabes que antes abundaban este tipo de survival horror o como se le quiera catalogar a isolation.
    Mas mi queja viene porque cada vez mas este tipo de juegos tienen menos sitio.
    Y para cuando alguien se pone a intentar hacer uno , se le critica muy duramente .
    Y criticar esta bien , pero lo raro es que las compañías , en vez de decir” ok este tipo de juego no es el tuyo , pero debido a la enorme variedad de juegos de hoy en día, nosotros haremos esto para cubrir el hueco ” no .. Al final escuchan esas críticas y de ser un juegos de ” terror” de convierte en un call of duty, cosa que no entiendo…

    Un saludo !

  7. voyevodus 18 de Diciembre de 2014 a las 10:24 Responder

    Me ha parecido un juegarraco. En la estantería por cortesía del señor Rubio, con cuyo análisis coincido bastante.
    Si me dice alguien a la cara que su ritmo es un defecto le digo que se haga otro porro de esos y me lo pase. Mucho de lo que critican me parecen sus virtudes. De genios está el mundo lleno. Entiéndase la ironía. Ahora lo que cuenta es metacritic, donde todas las opiniones son igual de válidas… así nos va.
    Lo que sí tengo que decir es que no me ha parecido tan difícil. Es un juego duro, que aboga por la angustia en todo momento, que obliga a explorar para algo más que recoger gilipolleces. Para superarlo, directamente. Su atmósfera es majestuosa, las sensaciones que desprende… inenarrables. Se encorseta un poco al final y se torna más benévolo con el jugador hacia la mitad de su recorrido. Pero como experiencia, no se me ocurre una manera mejor de llevar el universo Alien a un videojuego.
    Gran juego y gran análisis.
    Abrazo.

  8. RUBIO 23 de Diciembre de 2014 a las 09:49 Responder

    El lanzallamas y recibir a menudo combustible para el hace que la dificultad se equilibre un poco para ventaja del jugador, ya que a partir de ahí siempre que seamos hábiles podremos repeler al alien. Para mi gusto y como hablamos el otro día, deberían dar menos munición del lanzallamas. Poco a poco según vamos teniendo más recursos y armas tenemos más posibilidades de sobrevivir pero en un momento del juego cuando nos quitan todas las armas, situación que se da en casi todos los buenos survivals, volvemos a sentirnos completamente desnudos.
    A ver qué hacen con la supuesta segunda parte. Eso de llevar la interactividad con el entorno a otro nivel suena muy bien.

    Un abrazo

Publicar un nuevo comentario