DOOM juegos de acción fps juegos ps4 doom 3 bethesda games los mejores juegos del año borntoplay

A fondo: Doom

Marte, el gran demonio rojo, una especie de némesis que sin piedad aplasta al hombre. Terreno inexplorado, desierto inhóspito y mortal, tanto en la ficción como en la realidad alcanzarlo supone un complicado reto para el ser humano. Si algún día llegamos a conquistarlo, que lo haremos, tal vez descubramos allí el auténtico infierno, algo que desde 1993 Doom se ha encargado de mostrarnos.

Doom nunca ha tenido una historia compleja, ni un protagonista carismático y tampoco ha brindado cinemáticas para el recuerdo que sirvan como antesala o excusa para el reguero de muerte y casquillos que dejamos a nuestro paso. Lo cierto es que nunca ha necesitado nada de eso para encandilar a nuestro belicoso corazón.

Debo decir que esta última entrega me gustó, al igual que ocurrió con el nuevo Wolfenstein, pero cuando lo acabé curiosamente la satisfacción terminó convirtiéndose en algo efímero. La sensación complaciente de haber disfrutado de un producto redondo terminó por desaparecer. Las ganas de volver a empezar algunos videojuegos para disfrutar de una segunda vuelta con más experiencia sin duda es una de las señas inequívocas de que un juego te ha gustado de verdad. Dicho y hecho; volví a empezar en el nivel de dificultad más alto pero a los pocos días me aburría y el juego terminó en la estantería, junto a otros títulos que completan un catálogo actual que a menudo cuando contemplo me inspira completa indiferencia.

 

DOOM juegos de acción fps juegos ps4 doom 3 bethesda games los mejores juegos del año borntoplay

Doom es un juego un poco violento

 

Esta nueva entrega es buena pero no tanto como algunos creen, al menos en cuanto a sensaciones añejas se refiere. De acuerdo, su jugabilidad y estilo tradicional está ahí, claro que sí, muestra una admirable pasión por el detalle a la hora de describir su universo y los elementos del juego a través de su guía, incluso permite regodearse ante el jugador presentándole nuevas mecánicas que enriquecen esa forma de juego clásica e intensa pero prescinde de algunos elementos, para mi gusto, esenciales en esta serie.

Doom siempre fue asombroso, divertido, adictivo y violento, virtudes que sin duda posee esta nueva versión, pero también sabía meter miedo en el cuerpo cuanto tocaba, nos premiaba con esos agradecidos momentos de calma cuando cesaba la masacre de demonios y obligaba a la exploración de sus enrevesados niveles no lineales, todo un ejemplo de diseño, características que no han sido incluidas con la notoriedad o el protagonismo que sin duda requería esta ocasión.

Secretos, coleccionables y una dosis de exploración nivel principiante, ni sombra del reto que ofrecían las entregas clásicas a la hora de completar sus complejos niveles. Puede que alguno opine que la ausencia de estas virtudes puedan suplirse con las novedades y el descerabrado nivel de dificultad “Ultraviolencia”, donde el movimiento incesante y el conocimiento a fondo del arsenal se vuelven todavía más imprescindibles para sobrevivir, pero lo cierto es que la sensación final que me ha quedado es la de “otro regreso más”, de los muchos que vivimos durante los últimos años. Por supuesto no es de los peores pero una vez más he vuelto a ser victima de las esperanzas que uno mismo pone en esta clase de reboots, motivadas también por las promesas de terceros que confirman aquello que sencillamente queremos leer o escuchar antes de adquirir ciertos juegos de renombre con una herencia muy particular a sus espaldas.

DOOM juegos de acción fps juegos ps4 doom 3 bethesda games los mejores juegos del año borntoplay

Debería provocar terror sin embargo esta imagen siempre nos arranca una divertida carcajada

 

Por supuesto, nunca llueve a gusto de todos, pero los buenos “reinicios” nunca deberían restar importancia o nivel a su legado, deben honrarlo como se merece, manteniendo aquellos momentos o experiencias que sirvieron para definir su personalidad. Esta es la premisa fundamental que se ha de tener en cuenta cuando se decide interrumpir el merecido retiro de algunos videojuegos clásicos. Profanar su descanso para devolverlos a la vida con el asqueroso propósito de hacer dinero a costa de su nombre adaptándolo a las necesidades actuales es un terrible sacrilegio que debería ser condenado en la hoguera del infierno.

Sin embargo, insisto, este Doom no es el peor de los casos, consigue entretener un buen rato pero su esencia no ha terminado de ser completa, no me ha calado como en su momento hicieron las primeras entregas o el visionario Doom 3. No te dejes engañar por lo que dicen algunos, en Marte existen momentos de inquietante calma después de aniquilar a toda una horda demoníaca y perderse en el interior de largos pasillos y angustiosas estancias es parte de la genial condena a la que siempre nos ha sometido esta saga.

 

Comparte este artículo

COBRA

Me gustan los videojuegos que tienen una buena historia que contar. Soy un jugador de acción, adoro los disparos y las explosiones. Si tienes problemas ¡vuélalos por los aires!

2 comentarios

Comentar
  1. MrGrimm 8 de septiembre de 2016 a las 12:13 Responder

    Yo estoy jugandolo, y me parece bastante entretenido engancha a nivel gráfico esta muy bien uno que otro detalle que se podría mejorar o haber tenido en cuenta pero en general me parece un buen producto,en cuanto al multijugador me ha gustado más de lo que esperaba, a lo que a mi respecta es como un Halo 3 pero brutal y sangriento.

    • RUBIO 8 de septiembre de 2016 a las 12:39 Responder

      Hola Mr Grimm

      Sí que entretiene si. A mi lo que más me ha gustado son las armas y sus dobles funciones aunque en este aspecto hay algo que me mata y es que no hayan introducido animación de recarga. A nivel gráfico es una bestia y el diseño de toda la fauna demoníaca también está muy bien.

      Saludos

Publicar un nuevo comentario